Muerto arriba, muerto abajo

Después de la celebración del Día Mundial de la Seguridad en el Trabajo, volvemos a la cruda realidad:  La Junta y los sindicatos no coinciden en las cifra de víctimas en el tajo.
Por mucho que lo intentemos y tratemos de concienciar, formar e informar a los trabajadores, luego pasan cosas como ésta. Indignante se mire por donde se mire cómo se echan las administraciones y los sindicatos los fallecidos y las estadísticas sobre siniestralidad laboral.
 
Aparecido en el Diario Jaen de hoy 29/04/2016
 
La Junta y los sindicatos coinciden en que hay que pelear para erradicar los accidentes laborales. Su filosofía es no consentir ni uno, aunque saben que es algo utópico. No obstante, son conscientes de que ambicionar esto servirá para reducir los percances. Entonces, por eso no paran de repetir ese mensaje. Sin embargo, en muchas otras cosas el Gobierno andaluz y las organizaciones sindicales mayoritarias están en las antípodas. Por no coincidir, ni siquiera, ayer en el Día Internacional de la Salud y la Seguridad en el Trabajo, dan la misma cifra de muertos. Y a partir de ahí, pues todo lo demás. Sin duda, algo tremendamente raro en unas personas que se sientan en una misma comisión para hablar de ese tema.
 
Mientras que el delegado de Empleo, Antonio de la Torre, explicaba que se habían producido 11 siniestros mortales, la delegada de Salud Laboral de CC OO, Isabel Delgado, decía —en la concentración que protagonizó este sindicato con UGT— que se habían producido 15. Si un muerto arriba o uno abajo es horrible, que la diferencia sea de 4 suena rarísimo de entidades que, en teoría, hablan en el mismo foro. Isabel Delgado recordaba que Antonio de la Torre no cuenta 2 autónomos, 1 pensionista y 1 trabajador que falleció 24 horas después del accidente, pero que ella sí. Y claro, el delegado no los cuenta porque el sistema dice que ni los autónomos, ni las personas que no tienen alta laboral ni los que no fallecen en el acto se consideran víctimas mortales de un percance en el tajo. Y así la Junta decía que la prevalencia era baja —del 34,3% frente al 36% de Andalucía—, mientras que CC OO avisaba de que es la cuarta provincia en accidentalidad. Por otro lado, el secretario de Salud Laboral de UGT, Antonio García, resaltaba la necesidad de incrementar la inversión de las empresas y las inspecciones para proteger a los trabajadores. Dejó claro que la Reforma Laboral ha elevado los peligros en el tajo.
 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s